Posts etiquetados ‘iluminacion’

Oftalmólogos, ópticos e investigadores alertan de los efectos del sistema, cada vez más expandido

“Se está primando la eficiencia energética sobre la calidad de la iluminación”, lamenta la Generalitat

Son el futuro, la tecnología más eficiente. Y también la más ecológica, aunque hay que andarse con cuidado con ella. La luz azul necesaria para obtener algunas iluminaciones led blancas provoca un deterioro a largo plazo en la retina, si la exposición es prolongada, repetida y cercana.

Los niños, que aún están desarrollando su sistema ocular, son especialmente sensibles al impacto del haz luminoso, ya que su cristalino no filtra correctamente esa luz azul.

Las personas que han sido operadas de cataratas, las que tienen problemas de fotosensibilidad o los instaladores de iluminaciones son otros grupos de riesgo. Pese a la alerta, aún queda por determinar cuál ha de ser la intensidad de la exposición para que se produzcan daños.

Los leds están llamados a convertirse en el principal sistema de iluminación en Europa –doméstico, urbano e industrial–, según indicaciones de la propia Unión Europea (UE), que ha dictado una directiva para que las bombillas de filamentos vayan desapareciendo progresivamente hasta el 2016. Se impone la eficiencia energética. 

Riesgo de deslumbramiento

El problema, advierten científicos, oftalmólogos y ópticos, es que, pese a sus grandes ventajas económicas, algunos leds –precisamente, los más habituales en el mercado, utilizados por ejemplo en lámparas de lectura, linternas y faros de coche– tienen una gran componente de luz azul.

Y aún otra advertencia: hay leds que pueden generar intensidades hasta mil veces superiores a las de las bombillas convencionales. Eso origina un alto riesgo de deslumbramiento y provoca, en caso de exposiciones continuadas y reiteradas, hasta daños oculares, afirma un informe de la agencia francesa de seguridad en la alimentación, el medioambiente y el trabajo (Anses).

“Instituciones, fabricantes, comercializadores y consumidores, hemos estado solo preocupados con que los sistemas de iluminación fueran energéticamente eficientes, pero quizás se ha descuidado otro elemento importante: la calidad de esa luz”, observa Mercè Terradellas, directora de la Oficina de Control de la Contaminació Lluminosa de la Generalitat.

Fuente: enlace

Anuncios

En el mercado existen múltiples sistemas iluminación, pero los más relevantes con los que el LED debe competir en sistemas de iluminación artificial son los halógenos y los fluorescentes. El LED  es un producto relativamente novedoso y desconocido en este campo, frente a otros que llevan años en el mercado. Por tal motivo hemos realizado esta comparativa con sus oponentes más directos (halógeno y fluorescente), con el fin de poder evaluar más fácilmente sus características y entender así el porque se va a convertir sin duda ninguna en el sistema más utilizado en el futuro más inminente.

Ventajas del LED:

  • Bajo consumo: Una lámpara LED se alimenta a baja tensión, consumiendo así poca potencia.
         Ejemplo: Una lámpara halógena de 50W de potencia ilumina 25 lumens/W consiguiendo un total de 1250 lumens. Para conseguir la misma iluminación con una lámpara de LEDs vamos a necesitar 179 LEDs (utilizando LEDs de alta luminosidad que iluminan 7 lumens/unidad), de esta forma tendremos la misma iluminación con ambas lámparas pero sin embargo nuestro consumo con la lámpara de LEDs va ser 4 veces menor, ya que sólo consumirá 13W.    (*Datos aproximados).
  • Baja tensión:  Todos nuestros productos se alimentan a 24V de corriente continua, adaptándose perfectamente a la mayoría de las fuentes de alimentación de los equipos, y reduciendo al mínimo los posibles riesgos de electrocución.
  • Baja temperatura: El LED se alimenta a baja tensión, consumiendo así poca energía y por lo tanto emitiendo poco calor. Esto es debido a que el LED es un dispositivo que opera a baja temperatura en relación con la luminosidad que proporciona. Los demás sistemas de iluminación en igualdad de condiciones de luminosidad que el LED emiten mucho más calor.
  • Pequeña anchura espectral: Los LEDs tiene una anchura espectral pequeña, convirtiéndolos de esta forma en el sistema perfecto de iluminación para visión artificial, ya que de esta manera la cámara capta con mucho más detalle el objeto, pudiendo apreciar mejor las posibles imperfecciones del mismo.
  • Amplia banda espectral: El LED es un dispositivo de longitud de onda fija pero que puede trabajar en una amplia banda del espectro. Para cubrir todo este ancho de banda existen en el mercado una gran gama de LEDs que nos permitirán iluminar con una longitud de onda especifica, o lo que es lo mismo en un determinado color (rojo, verde, ámbar, blanco e incluso ultra violeta).
  • Mayor rapidez de respuesta: El LED tiene una respuesta de funcionamiento mucho más rápida que el halógeno y el fluorescente, del orden de algunos microsegundos, ello lo hace ideal para funcionar con un estrobo (sistemas estroboscopicos), aumentado así las prestaciones de este último.
  • Luz más brillante: En las mismas condiciones de luminosidad que sus rivales, la luz que emite el LED es mucho más nítida y brillante.
  • Sin fallos de iluminación: Absorbe las posibles vibraciones a las que pueda estar sometido el equipo sin producir fallos ni variaciones de iluminación. Esto es debido a que el LED carece de filamento luminiscente evitando de esta manera las variaciones de luminosidad del mismo y su posible rotura.
  • Mayor duración y fiabilidad: La vida de un LED es muy larga en comparación con los demás sistemas de iluminación: 
Vida Media Horas
LED 100.000 h.
Fluorescente  20.000 h.
Halógeno   4.000 h.

        Y su fiabilidad es mucho mayor, ya que la degradación de la luz es mínima en
        relación a la de halógenos y fluorescentes:

Perdida de luminosidad -20% -30%
LED 45.000 h. 100.000 h.
Fluorescente   5.000 h.  20.000 h.
Halógeno   1.500 h.    4.000 h.

*Datos obtenidos de las mejores marcas de iluminación del mercado.

Desventajas del LED:

  • Precio: El mayor inconveniente que tiene el LED sin duda es su precio, pero si evaluamos sus múltiples e inmejorables condiciones de funcionamiento, y sobre todo su larga vida en comparación con los demás sistemas de iluminación, estamos en condiciones de afirmar que es la inversión más sensata, eficaz y rentable que podemos hacer.

Fuente: enlace